Ideas
OLEOLITO DE ÁRNICA
31 de diciembre, 2016 | 0 comentarios

 

Hoy vamos a hacer un macerado muy sencillo. Y vamos a conocer las propiedades de una planta maravillosa utilizada desde la antigüedad para aliviar los dolores musculares.

El árnica es conocida por sus propiedades analgésicas, anti inflamatorias, descongestionante, astringente. Se recomienda para el tratamiento de contusiones, desgarros, distensiones, dolores musculares,  artritis reumatoide, ampollas y moretones.

Es muy apropiada para los dolores musculares y en articulaciones.

Yo personalmente para mis cremas de dolores musculares uso el macerado de árnica, harpagofito y guindilla, que son una bomba para las distensiones musculares.  Es una gran combinación ya que la guindilla calienta la zona en cuestión relajando el músculo y ayudando a la penetración de las propiedades del árnica y el haragofito.

Estos macerados los uso para la massage cream y tiger balm (bálsamo de tigre), además de otros muchos activos que ayudan a relajar y distender los músculos. Y contienen propiedades idóneas para su sanación.

 árnica

Receta

 

Es muy sencilla, sólo hay que tener un poco de paciencia:

  • 150 gr de árnica
  • 250 ml de aceite (cualquiera de densidad media como, el de arroz, almendra, soja, nuez, etc…)

 

Se mezcla todo en un bote de cristal y se deja macerar por 30 o 45 días en un lugar oscuro. Después de pasar éste tiempo se filtra con una gasa o un filtro de café para que no queden restos.

Y voilá, ya tenemos nuestro macerado listo. Lo podemos usar directamente, en ungüento o crema.

Y para tod@s los que no tengáis mucho tiempo, podéis comprarlo ya hecho. Una de mis páginas preferidas es gran velada, en cremas caseras también lo podéis encontrar y por supuesto en aromazone que tienen de todo pero es francesa (mirad los gastos de envío). 

 

 




ENTRADAS RECIENTES
CATEGORÍAS
ARCHIVO